Últimas Noticias

Somalia: la sequía lleva al hambre a más de dos millones de personas

La pérdida de cultivos y ganado están empujando a las comunidades a la inseguridad alimentaria aguda. Los niños se encuentran entre los más afectados, con cientos de miles en situación de desnutrición

La falta de lluvias desde el pasado mes de octubre han provocado un rápido deterioro de la situación en Somalia, que afecta a 2,2 millones de personas, la mitad de los cuales se han convertido en desplazados, y que necesitan alimentos con urgencia.

Esta escasez de precipitaciones ha arruinado cultivos y matado al ganado y ha provocado el desplazamiento de más de un millón de personas, que necesitan ayuda urgente, según ha alertado el Consejo Noruego para los Refugiados, unas de las ONG más grandes del mundo.

“La situación humanitaria se ha deteriorado a un ritmo alarmante como resultado de la sequía. El fracaso generalizado de los cultivos y la disminución de la productividad ganadera están empujando a las comunidades en las áreas más afectadas a la inseguridad alimentaria aguda. Los niños se encuentran entre los más afectados y cientos y miles ya padecen malnutrición. Se requiere financiación urgente ahora para que las agencias de ayuda puedan ampliar la respuesta de inmediato y evitar un desastre humanitario a gran escala», ha alertado la ONG.

Por su parte la Oficina de Coordinación de Asuntos Humanitarios de las Naciones Unidas (OCHA) ha confirmado estos datos: el número de personas en fase de crisis de inseguridad alimentaria aguda o peor (IPC 3 y 4) ha aumentado en un 10% a más de 1,7 millones en abril, lo que equivale a más del doble del período de sequía 2016/17 y se espera que alcance los 2,2 millones. para julio. Casi la mitad de estos (43%) son desplazados internos.

Las severas condiciones de sequía están llevando a un mayor desplazamiento interno, ya que se estima que este año, casi 44.000 personas se desplazaron desde las áreas rurales a los centros urbanos. Alrededor de 2,6 millones de personas están desplazadas internamente en todo el país.

Los trabajadores humanitarios han informado de un aumento en el número de admisiones para el tratamiento de la desnutrición aguda moderada (MAM) entre enero y marzo de 2019. Se necesitan tratamientos urgentes para unos 954.000 niños que se anticipa que padecerán desnutrición aguda en 2019, incluyendo 174.600 desnutridos severamente.

Las áreas más afectadas se encuentran en el norte y centro de Somalia, incluidas las regiones de Somalilandia, Puntlandia, Mudug, Hiraan, Galgaduud y la Bahía.

Desde febrero de 2019, los niveles de agua de los ríos Shabelle y Juba han permanecido muy bajos. En algunas áreas, los lechos de los ríos se han secado completamente.

Además, más de 2.6 millones de somalíes son desplazados internos debido a conflictos armados, inseguridad y sequía.

En total 4,6 millones de personas necesitan asistencia humanitaria, incluidos aproximadamente 2,7 millones de niños. El Plan de Respuesta Humanitaria 2019 para Somalia requiere mil millones, pero a fecha de hoy solo se dispone del 19 por ciento de los fondos necesarios.

Imprimir
Comentarios: 0

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.