Se complica la situación de los migrantes en la frontera Bielorrusia-Polonia

0
565
Almacén de Bruzgi, Bielorrusia, donde viven aproximadamente 600 refugiados

Permanecen a la intemperie sin ropa de abrigo, comida, agua o atención médica con temperaturas cada vez más bajas

Héctor Alonso

Centenares de migrantes y refugiados atrapados en la frontera entre Bielorrusia y Polonia se enfrentan a unas durísimas condiciones de vida sin refugio, ropa de abrigo, comida, agua o atención médica, según ha denunciado Médicos Sin Fronteras. En esa zona murieron el pasado año al menos 21 personas intentando atravesar las fronteras.

Estos migrantes y refugiados permanecen en una zona boscosa donde se están registrando bajas temperaturas y donde se han quedado sin atención de las ONGs después de que éstas decidieran retirarse al lado polaco obligadas por el bloqueo de las autoridades bielorrusas. Polonia también ha restringido a las ONG el acceso a los refugiados.

Vallas y ejército

En junio de 2021 miles de personas, muchas procedentes de Siria e Irak, trataron de llegar a la Unión Europea (Polonia, Lituania y Letonia) desde Bielorrusia atravesando las fronteras a pie. Polonia, como respuesta, declaró el Estado de emergencia, desplazó tropas a la zona -15.000 efectivos- y levantó vallas para impedir el paso. La zona ahora es de acceso restringido, por lo que las organizaciones humanitarias -o la prensa o los voluntarios- no pueden acceder a los acampados.

Se sabe que durante los últimos meses los destacamentos fronterizos de Polonia han devuelto a la fuerza a los que conseguían atravesar la frontera, ignorando sus intenciones de solicitar asilo y refugio y violando sus derechos. Lituania aprobó también una norma para expulsarlos directamente, sin darles la oportunidad de solicitar refugio. También se han recogido testimonios (Médicos Sin Fronteras) de violencia y malos tratos por parte de los guardias fronterizos.

En este momento se desconoce cuánta gente puede estar atrapada en ese limbo. Inicialmente eran aproximadamente 2.000 personas. Sí se sabe que seiscientas personas han buscado refugio en un almacén abandonado en Bruzgi (Bielorrusia), en condiciones inhumanas. Médicos Sin Fronteras ha solicitado reiteradamente poder acceder a dicho refugio para atenderlos sin lograrlo hasta ahora. La ONG sí que ha podido acceder a las personas que permanecen detenidas en nueve puntos de la frontera de Lituania.

Repatriados

En los últimos meses han sido repatriados desde Bielorrusia al menos 4.000 refugiados, la mayoría a Siria e Irak, aunque se desconoce en qué condiciones fueron repatriados ni qué ha sido de ellos una vez devueltos a sus países.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí