Últimas Noticias

Rohingya: en el aniversario del ciclón más destructor de la Historia, de nuevo en peligro

Miles de rohingya refugiados en Bangladesh corren peligro de nuevo por la llegada de la temporada de tormentas

Las ONG que están trabajando en los campos de refugiados rohingya en Bangladesh advierten del peligro que pueden correr los refugiados ante la temporada de ciclones que se inicia, en el aniversario del ciclón más grande jamás registrado, que mató a más de 500.000 personas hace hoy 48 años. Según Save the Children, si se repitiera la situación del año pasado miles de vidas podrían estar en peligro.

La advertencia se produce cuando cumplen 48 años desde que el ciclón más mortífero que se haya registrado jamás arrasó la Bahía de Bengala, matando a más de 500.000 personas con vientos de hasta 240 kilómetros por hora. Actualmente, solo el cinco por ciento de los refugios donde viven los refugiados rohingya puede resistir vientos de hasta 80 kilómetros por hora. El resto serían destruidos con vientos menos fuertes. Con vientos de cien kilómetros por hora, nada inusuales durante un ciclón, ni un solo refugio quedaría en pie.

El director de Save the Children en Bangladesh, Mark Pierce, dijo que el aniversario del ciclón Bhola debería servir como un recordatorio de los peligros a los que se enfrentan los refugiados rohingya que viven en refugios básicos en los campamentos, así como en las comunidades de acogida.

“Si bien los esfuerzos de socorro en Cox’s Bazar han logrado limitar el daño de la reciente temporada de monzones, los refugios reforzados en los que viven la mayoría de los refugiados simplemente no están equipados para resistir un ciclón”, dijo Pierce.

“Hemos visto algunas tormentas importantes en esta parte de Bangladesh en noviembre, que traen vientos poderosos, tormentas masivas y enormes cantidades de lluvia. Hace solo diez años el ciclón Sidr mató en Bangladesh a 10.000 personas. Si llegara un ciclón en las actuales circunstancias, con centenares de miles de personas viviendo en refugios precarios, los daños en vidas podrían ser enormes.

El año pasado, durante estas fechas, afortunadamente no llegó ningún ciclón, pero la suerte podría cambiar, lo que preocupa enormemente a las organizaciones que trabajan en el terreno. Y preocupa, sobre todo, la suerte de podrían correr los niños, los más vulnerables ante un fenómeno de esta naturaleza.

En los últimos quince meses han llegado más de 725.000 rohingya a Cox’s Bazar. Más de 400.000 son niños. Los refugiados huyeron de Myanmar, después de la represión que el ejército desató contra ellos.

Las organizaciones han estado preparándose ante la posibilidad de que lleguen los ciclones, pero se necesita con urgencia invertir en refugios, para lo que se necesitan más fondos del Plan de Respuesta Conjunta.

“Las agencias de ayuda, los organismos gubernamentales y las Naciones Unidas han estado intensificando el trabajo de preparación. “Save the Children ha desarrollado un plan de respuesta a los ciclones, así como el despliegue de existencias pre-posicionadas en partes clave de los campamentos y la realización de actividades de sensibilización con las familias para que sepan los pasos inmediatos que deben seguir en tal emergencia”, dijo Pierce.

“Sin embargo, en una situación como esta lo fundamental es que se construyan más refugios para ciclones en el área de Bazar de Cox, y la disposición de fondos para responder antes y después de su paso”.

Imprimir
Comentarios: 0

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.