Últimas Noticias

Las crisis por COVID-19 y el clima ponen a millones de personas en riesgo

Más de 50 millones de personas están siendo golpeadas simultáneamente por la COVID y las consecuencias del cambio climático

Héctor Alonso

Al menos 50 millones de personas de todo el mundo están sufriendo simultáneamente las crisis provocadas por la pandemia por COVID-19 y por el cambio climático, lo que está dificultando enormemente que puedan recibir ayuda internacional y su propia supervivencia.

Son datos ofrecidos por un informe elaborado por el Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR), según el cual  al menos 3.500 personas han muerto en zonas donde se han registrado «eventos climáticos» y la pandemia por COVID-19 estaba ya causando estragos.

Alrededor del 70% de los 132 desastres relacionados con el clima extremo en 2020 habían coincidido en lugar y tiempo con la pandemia de COVID-19. A nivel mundial más de 51 millones de personas -una cifra conservadora, según Cruz Roja-  se han visto afectadas directamente por una superposición de inundaciones, sequías o tormentas y la pandemia.

Cruz Roja y otras organizaciones internacionales humanitarias no han tenido más remedio que abordar ambas crisis simultáneamente.

El informe, elaborado por el Centro Climático de la Cruz Roja y la Media Luna Roja, señala que la pandemia complica las evacuaciones de personas vulnerables por la necesidad de contar con refugios seguros que permitan la distancia social y prevenir los contagios. Asimismo, las organizaciones cuentan con menos personal y presupuesto, y mayores dificultades para trasladar material internacionalmente o dentro de los propios países afectados.

India y Bangladesh

Los países que más están sufriendo esta coincidencia de pandemia y desastres climáticos son India y Bangladesh, donde más de 40 millones de personas han sufrido inundaciones provocadas por el monzón en áreas afectadas por la pandemia. En Bangladesh, además, viven más de 800.000 personas de la etnia rohingya en campamentos de refugiados, a pesar de ser unos de los países más pobres del mundo.

La situación de crisis financiera internacional, advirtió Cruz Roja, puede poner en peligro el compromiso efectuado por los países ricos de aportar 100.000 millones de dólares para ayudar a los países más pobres en la lucha contra el cambio climático. Sin esta ayuda, dice Cruz Roja, no se podrá luchar contra el cambio climático y los desastres irán aumentando en frecuencia y gravedad.

Imprimir

Comentarios: 0

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

0

Tu carrito