Últimas Noticias

Miles de rohingya tratan de salir de Myanmar ante las amenazas de muerte

Mapa del éxodo Rohingya. A día de hoy más de 400.000 miembros de esa etnia han escapado de Myanmar

Habría miles de rohingya atrapados en el noroeste de Myanmar rodeados por budistas que les han amenazado de muerte, según informa Reuters

Miles de rohingya están atrapados en una zona del noroeste de Myanmar, rodeada por budistas birmanos que no les dejan escapar. Tienen pocos alimentos y están aterrorizados por las amenazas de muerte de los budistas. Han pedido a las autoridades que les garanticen el paso seguro para poder huir, según ha informado Reuters, que ha recogido testimonios de funcionarios rohingyas de la zona, que han narrado las amenazas de las que están siendo objetos y de la escasez de alimentos en las aldeas.

Las relaciones frágiles entre la población rohingya, de religión musulmana, y la población budista de Myanmar se rompieron el 25 de agosto, tras varios ataques de la guerrilla rohingya en el estado de Rakhine que provocaron una feroz respuesta de las fuerzas de seguridad de Myanmar.

Al menos 430.000 rohingyas han huido desde entonces a la vecina Bangladesh para eludir lo que las Naciones Unidas han llamado un “ejemplo de libro de texto de limpieza étnica”.

Cerca de un millón de Rohingya vivía en el estado de Rakhine que comenzó la violencia. La mayoría se enfrentaban a restricciones de movimientos y se les negaba la nacionalidad birmana, en un país de mayoría budista, donde son considerados como inmigrantes ilegales de Bangladesh.

Tin Maung Swe, secretario del gobierno estatal de Rakhine, dijo a Reuters que estaba trabajando en estrecha colaboración con las autoridades de Rathedaung, y que no había recibido información sobre la petición de los aldeanos rohingyas de que se les garantizara la huida.

Hasta hace tres semanas, había 21 aldeas musulmanas en Rathedaung, junto con tres campamentos para los musulmanes desplazados por episodios previos de violencia religiosa. Desde entonces, dieciséis de esos pueblos y los tres campamentos han sido vaciados y en muchos casos quemados, obligando a unos 28.000 rohingyas a huir.

Los cinco pueblos de Rohingya sobrevivientes de Rathedaung y sus aproximadamente 8.000 habitantes están rodeados por budistas de Rakhine y en grave riesgo, según las organizaciones de derechos humanos.

La situación es especialmente grave en Ah Nauk Pyin y cerca de Naung Pin Gyi, donde cualquier ruta de escape a Bangladesh es larga, ardua ya veces bloqueada por vecinos hostiles de Rakhine.

Los funcionarios rohingya de ese área han denunciado amenazas si no se marchan. Les quemarán las casas, denuncian. Ellos quieren marcharse, pero necesitan garantías de que no les atacarán durante la huida. Tampoco tienen medios para marcharse.

Las relaciones entre las dos comunidades se deterioraron en 2012 cuando los disturbios religiosos en el estado de Rakhine causaron 200 muertes, la mayoría rohingya, y provocaron la huida de 140.000 personas. Muchas de sus casas fueron incenciadas.

Desde entonces los aldeanos rohingya han tenido miedo de abandonar la aldea o de cultivar sus tierras, sobreviviendo principalmente en las entregas mensuales del Programa Mundial de Alimentos (PMA). La violencia reciente detuvo esas entregas. El PMA retiró a la mayoría de su personal y suspendió las operaciones en la región después del 25 de agosto.

Los residentes de las dos aldeas rohingyas de la zona dijeron que ya no podían aventurarse a pescar o comprar comida a los comerciantes de Rakhine, y se les estaba agotando la comida y los medicamentos.

La policía local les dijo que permanecieran en sus aldeas y que no se preocuparan porque “no pasaría nada”. Sin embargo la comisaría más cercana tenía sólo media docena de policías y no podrán hacer nada si las aldeas son atacadas. Según informa Reuters, los habitantes les han dicho que durante la noche se oyeron disparos.

Imprimir
Comentarios: 0

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *