Entrevista a Nerea Roldán, responsable del Proyecto de Fisioterapia Obstétrica en Senegal

Nerea Roldán
Nerea Roldán

En Senegal la mujer tiene muchas carencias: no todas las mujeres tienen acceso a la atención sanitaria

El proyecto Fisioterapia Obstétrica en Senegal, comienza a funcionar este mes de marzo gracias al empeño de Nerea Roldán, fisioterapeuta especializada en Obstetricia y Ginecología, apoyada por la Sociedad Española de Medicina Humanitaria, y que logró financiarse gracias a una campaña de crowdfunding, por la cual se obtuvieron los fondos necesarios para poner en marcha el proyecto. Con Nerea viajarán a Senegal Raquel Pérez y Mariluz Medina-, y una coordinadora de proyecto, la ingeniera Raquel Mayor. En esta entrevista Nerea Roldán nos explica las claves del proyecto.
P- ¿En qué consiste el proyecto?

R- Vamos a hacer llegar al personal sanitario los nuevos avances de la fisioterapia en el campo de la obstetricia. Impartiremos dos cursos de formación a las matronas de la ciudad de Thiès, en atención física en el embarazo, parto y recuperación postparto. También atenderemos a mujeres con secuelas postparto en el hospital donde hacemos la capacitación y en un pueblo situado a 36 kilómetros de Dakar.

P- ¿Cómo identificasteis la necesidad?

R- Éramos conscientes de los índices tan elevados de la mortalidad materna y de las complicaciones y secuelas que sufren las mujeres después del parto. El 90 por ciento de estas muertes ocurren en países en vías de desarrollo y las secuelas que sufren allí son graves y no tienen medios ni conocimientos para actuar ante estos casos.

P- ¿Qué objetivos queréis cumplir?

R- Nuestro objetivo es formar al personal sanitario en mecanismos de prevención durante el embarazo y el parto para evitar las  secuelas obstétricas, y formar en programas de rehabilitación básica ante una secuela obstétrica.

P- ¿Qué duración tendrá el proyecto?

R- Dos semanas. La primera semana realizamos dos cursos de formación en el Hospital San Juan de Dios y la segunda nos desplazamos a un ambulatorio local en la localidad de Beer para atender ahí a mujeres y ayudar a la matrona a realizar los partos y la atención en el embarazo.

P- ¿Tendrá continuidad una vez que terminéis?

R- Sí, la idea es formar al personal sanitario que esté en contacto con la mujer embarazada en cualquiera de los países en vías de desarrollo donde sea necesario actuar ante las estadísticas tan elevadas de secuelas obstétricas y partos desatendidos. Empezamos en Senegal y nuestro objetivo es hacer más visitas a este país y más formaciones y establecer contactos con otros hospitales de otros países para poder llevar a cabo también allí el proyecto.

P- ¿Qué otras carencias sufren las mujeres en ese país y cómo creéis que se podría contribuir desde Europa para solventarlas?

R- Realmente en Senegal la mujer tiene muchas carencias: no todas las mujeres tienen acceso a la atención sanitaria. Es un problema cultural. Por desgracia, todavía en las zonas rurales se practica la mutilación genital. Por supuesto, las condiciones básicas de higiene no están cubiertas.

P- ¿Te gustaría hacer un llamamiento a la sociedad española para que se implicara más en este tipo de proyectos?

R- Sí, de hecho uno de los objetivos que queríamos conseguir con la campaña de crowdfunding era hacer llegar a la gente la realidad de la situación de las mujeres allí, y que supieran del sufrimiento que padecen las mujeres que tienen secuelas obstétricas.

{jcomments on}
Imprimir
Comentarios: 0

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *