Aumenta el número de refugiados y disminuyen los lugares de asilo

Filippo Grandi, Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados durante su intervención

Se celebra la 68 Reunión Ejecutiva de ACNUR (Ginebra)

*La respuesta internacional al aumento de refugiados ha consistido en medidas restrictivas de inmigración y asilo

*En lo que va de año se han sumado dos millones de refugiados más

* Sudán del Sur y Myanmar (Rohingya) son los lugares que han producido más refugiados

Héctor Alonso

Más de dos millones de personas que huyen de las guerras o la persecución se han unido al enorme contingente de refugiados este año. Sin embargo, la respuesta internacional ha sido la puesta en marcha de políticas más restrictivas, sobre todo en Europa y Estados Unidos, según ha declarado el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados, Filippo Grandi, durante su intervención en la 68 Sesión del Comité Ejecutivo de ACNUR que se está celebrando en Ginebra (2-6 de octubre).

De estos dos millones de nuevos refugiados 650.000 procedentes de Sudán del Sur y 500.000 musulmanes rohingyas que han escapado de la violencia en Myanmar buscando asilo en Bangladesh durante las últimas cinco semanas. La mayoría de ellos son apátridas.

“A menudo llegan enfermos, traumatizados y hambrientos, en lugares fronterizos remotos, en comunidades afectadas por la pobreza y el subdesarrollo, y muchos tienen necesidades de protección urgentes: niños separados de sus familias, hombres, mujeres, niñas y niños expuestos a violencia sexual y de género”, dijo. Grandi recordó en su intervención sus visitas más recientes a Bangladesh, Centroamérica y Sudán del Sur, donde conoció de primera mano “niños y niñas gravemente traumatizados, separados de sus familias, hombres y mujeres que habían sufrido atrocidades, algunos con graves lesiones físicas”.

Más de 17 millones de refugiados

A finales del año pasado, 17,2 millones de refugiados estaban bajo el mandato de ACNUR, aunque los datos no están actualizados porque unos han regresado y otros han sido reasentados. Tan sólo palestinos hay cinco millones de ellos considerados como refugiados.

Grandi expresó su preocupación porque la cuestión de los refugiados ha sido cada vez más instrumentalizada en las políticas locales y nacionales.

“La cooperación internacional ha sido reemplazada por respuestas fragmentadas, que han dado como resultado medidas restrictivas de inmigración y asilo, incluso en países con un pasado de exilio y migración, y una orgullosa tradición de bienvenida”, dijo.

Los cierres fronterizos, las medidas para limitar la entrada, los procedimientos restrictivos de asilo, la detención indefinida en condiciones espantosas y el procesamiento en alta mar han aumentado. También denunció la “creciente xenofobia”.

“Hemos observado que el ambiente de protección se deteriora en muchas partes del mundo, incluso en los países industrializados -en Europa, en Estados Unidos o en Australia”, dijo Grandi.

Casi 1,2 millones de refugiados necesitan reasentarse globalmente en terceros países, dijo.

“Por lo tanto, es una cuestión de gran preocupación que menos de 100.000 lugares de reasentamiento se espera estén disponibles este año, una caída del 43 por ciento en comparación con 2016”, dijo.

El gobierno de Trump propuso la semana pasada la admisión de un máximo de 45.000 refugiados el año que viene, la cifra más baja en décadas, alegando razones de seguridad. Esta propuesta ha sido rechazada por el Partido Demócrata y las organizaciones humanitarias. El gobierno de Trump también anunció un recorte de un 25 por ciendo de los fondos del programa de reasentamiento de refugiados.

Imprimir
Comentarios: 1

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *